Fácil, rápido y delicioso: ¡PASTEL DE QUESO CON SALSA DE ARÁNDANOS, sin hornear!

Fácil, rápido y delicioso: ¡PASTEL DE QUESO CON SALSA DE ARÁNDANOS, sin hornear!

Fácil, rápido y delicioso: ¡PASTEL DE QUESO CON SALSA DE ARÁNDANOS, sin hornear!

Ingredientes

12 Porciones

Para la salsa de arándanos

  • 1½ tazas de arándanos frescos
  • ⅓ taza de azúcar refinada
  • ⅓ taza de agua

Para la base

  • 1½ tazas de galletas de vainilla desmoronadas (tipo marías)
  • ⅓ taza de azúcar morena o moscabado
  • ½ cucharadita de canela en polvo
  • ⅓ taza de mantequilla (derretida)

Para el relleno

  • 2 paquetes de queso crema (a temperatura ambiente)
  • ⅓ taza de azúcar refinada
  • 2 cucharaditas de jugo de limón
  • 2 tazas de crema para batir (fría)

Preparación

Para la salsa de arándanos

  • En una olla a fuego alto, cocinar los arándanos, azúcar y agua, durante cinco minutos.
  • Reducir el fuego y cocinar diez minutos más, hasta espesar un poco.
  • Dejar enfriar y moler en la licuadora. Pasar por un colador, refrigerar y reservar.

Para la base

  • En un recipiente combinar las galletas molidas, azúcar y canela. Poco a poco agregar la mantequilla derretida y revolver hasta obtener la consistencia de una masa.
  • En un molde de 23 cm (desmoldable), colocar la masa presionando al fondo y a los lados. Refrigerar durante 30 minutos.

Para el relleno

  • Batir el queso crema, azúcar y jugo de limón. Poco a poco agregar la crema para batir. Batir hasta obtener picos duros.
  • Verter en el molde y refrigerar tapado, durante cuatro horas o durante toda la noche.
  • Pasar la punta de un cuchillo alrededor del molde, para aflojar la galleta molida. Retirar el aro desmoldable.
  • Bañar el pastel de queso con la salsa de arándanos. Servir frío.
9