El secreto para hacer la MASA DE HOJALDRE y que todo lo que prepares con ella quede delicioso

El secreto para hacer la MASA DE HOJALDRE y que todo lo que prepares con ella quede delicioso

El secreto para hacer la MASA DE HOJALDRE y que todo lo que prepares con ella quede delicioso:

Ingredientes

  • 1 taza (110 gramos) de harina todo uso
  • ¼ de cucharadita de sal fina
  • 10 cucharadas (5 onzas) de mantequilla, ¡fría!
  • ⅓ taza (80 mililitros) de agua helada

Preparación

  • Vierta la harina y la sal en una batidora eléctrica y remover por algunos segundos.
  • Esto combina la harina y la sal en forma pareja.
  • Si usted no tiene una batidora eléctrica, puede mezclarlas con un tenedor o varillas.
  • Cortar la mantequilla en cubos.
  • Esto ayudará a suavizar la mantequilla más rápido y hacerla más fácil para mezclar con la harina y la sal.
  • Añadir la mantequilla un poco a la vez en la batidora eléctrica y mezcle poco a poco, dejando unos segundos antes de agregar más mantequilla.
  • Esto hace que la mantequilla sea más manejable y evitará que las varillas se atasquen.
  • Si usted no tiene batidora eléctrica como nombramos anteriormente, poner la mantequilla en el tazón y mezcle ligeramente con la harina usando un tenedor.
  • Debe hacerlos utilizando un movimiento de vaivén, para evitar que se pegue la masa al tenedor.
  • Los trozos de mantequilla deben ser aproximadamente del tamaño de un guisante, para una buena mezcla.
  • Añadir el agua fría y mezclar por algunos segundos más.
  • La masa comenzará a unirse y separarse de los lados del tazón.
  • Si la está haciendo manual, apretar la masa hacia abajo con las manos, a continuación, hacer un pequeño hueco en el centro.
  • Vierta el agua en el pozo y se mezcla con un tenedor hasta que la masa comience a salir fuera de los lados de la taza.
  • Cubrir la masa con papel plástico y ponerla en el refrigerador durante 20 minutos.
  • Esto da tiempo para enfriar la mantequilla, y evita que su masa se vuelva demasiado blanda.
  • Después de 20 minutos, tomar la masa y desenvolverla.
  • Espolvorear un poco de harina sobre la mesa y el rodillo.
  • Esto evita que la masa se pegue a todo.
  • Asegúrese de mantener una bolsa de harina a mano, en caso de tener que añadir más harina a la superficie de trabajo; la masa absorbe la harina a medida que trabaja con él, por lo que la superficie de trabajo se va volviendo pegajosa.
  • Llevar la masa de hojaldre sobre la mesa espolvoreada.
  • Puede sentirse un poco seca, pero esto es normal, ¡no añadir agua a la misma!; se volverá más suave cuanto más se trabaja con ella.
  • Una vez amasada un poco la masa y quede blanda, formar un cuadrado plano.
  • Recuerde ¡no hacer la masa muy delgada!
  • Utilice el rodillo para extender la masa en un rectángulo.
  • La masa debe ser tres veces más larga que ancha.
  • Doble la masa en tres partes.
  • Tome la tercera parte inferior del rectángulo y doblarla justo después de la media.
  • Tome el tercio superior del rectángulo y doblarla hacia abajo encima del resto de la masa, haciendo un cuadrado.
  • Girar la masa 90 grados a cada lado.
  • No importa de qué lado: a la izquierda o a la derecha.
  • Si la masa no se mueve con facilidad, significa que ha comenzado a pegarse a la tabla de cortar.
  • Suavemente levante y extienda un poco más de harina sobre el tablero.
  • Y continúe estirando con el rodillo.
  • Repetir el proceso de doblar y estirar, unas seis a siete veces más.
  • De esta manera, usted está creando capas delgadas en la masa.
  • Envuelva la masa en papel film y póngalo en el refrigerador.
  • Déjalo ahí durante al menos una hora, o durante toda la noche.
  • Una vez que la masa tiene muy fría, puede sacarla de la nevera, extenderla, y utilizarla para hacer los croissants, pasteles rellenos, o cualquier receta para hacerlas al horno.
15